LA FINCA

La Losilla está situada en el corazón de Castilla, en el parque natural de las Tierras del Tajo, en donde conviven secano y regadío, lo que da lugar a contrastes agrícolas.

El primero con cultivos de cereales, viñedos y olivares. El segundo, con horticultura, frutales, sotos y alamedas.

La tranquilidad del lugar es una invitación a vivir y disfrutar de sus exteriores: jugar al tenis en su pista o pasear a caballo a través de un parque natural de más de 400 hectáreas. Además, la yeguada

de pura raza lusitana es cuidada y domada por un equipo de profesionales de la finca.

La casa, de estilo portugués, es sobria y elegante. Tiene 12 habitaciones, todas exteriores de 60-80 m2, todas diferentes y decoradas con un encanto personal. Su distribución la hace muy acogedora y práctica. Sus nobles

azulejos mantienen vivos sus nobles orígenes. La cocina es mediterránea, variada y ligera, pero con un toque castellano que su chef hace inolvidable.

En La Losilla, los anfitriones y el equipo harán todo lo posible para que en cada momento, os sintáis "como en casa".